Pablo Jiménez García pertenece a esa esperanzadora camada del año 2000 en la que también están Fran Cortijo, Ferran Torres y Hugo Guillamón, entre otros. Esta campaña ha sumado más de una docena de dianas en su primera temporada en el Juvenil B, una cifra interesante para un extremo en una categoría nacional. Además, ha sido uno de los jugadores más utilizados del equipo que ha salido campeón en el grupo 8 de la Liga Nacional Juvenil. 

A diferencia de su hermano Javi (central del Valencia Mestalla), Pablo es un futbolista eminentemente ofensivo, un extremo -zurdo- moderno que domina ambas piernas tanto en conducción como en el golpeo. Posee un descaro que lo hace diferente a los demás.

Destaca por ser un jugador veloz con un gran cambio de ritmo, muy vertical y con un 1 contra 1 difícil de defender. Una de sus grandes características es la citada anteriormente: es un jugador de banda que busca constantemente el gol. Y gracias al buen uso que hace de ambas piernas es capaz de desequilibrar y ser un extremo difícil de defender por imprevisible, ya que tiene facilidad para regatear hacia los dos perfiles. Rinde a gran nivel en cualquiera de las dos bandas (aunque suele partir desde la derecha) creando muchísimo peligro buscando las diagonales con balón, llegando a línea de fondo o combinando por dentro. Su abanico de recursos se multiplica gracias a esa habilidad con ambos pies. 

Gracias a su posición y características se puede añadir que es un buen asistente, aunque como hemos dicho, tiene una mayor capacidad anotadora y en su año como miembro del Juvenil B lo ha demostrado. Además, puede desempeñar perfectamente el rol de revulsivo por su chispa y valentía, como en la victoria por 4-2 frente al Huracán cuando salió del banquillo en la segunda parte y generó numerosas acciones de peligro, dio profundidad y se fue con un gol en su casillero.

En los defectos a mejorar, pese a ser un extremo bastante completo, debería comprometerse más en el trabajo defensivo colectivo, en las ayudas, en ser más solidario. Además, no es un especialista en el juego aéreo, ni tampoco es un gran centrador (pese a que puede defenderse en estas lides). A veces también peca de exceso de individualismo.

PERFIL REALIZADO CON LA COLABORACIÓN FUNDAMENTAL DE RUBÉN ALVIR, ENTRENADOR NACIONAL DE FÚTBOL Y SEGUIDOR HABITUAL DE LAS CATEGORÍAS INFERIORES DEL VALENCIA.

Anuncios

Un comentario sobre “Extremo contemporáneo

  1. En absoluto se puede tildar de individualista a Pablo Jimenez. Posiblemente, uno de los jugadores que más asistencias de gol de la liga. Revise sus estadísticas

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s